Los casinos solicitan permisos para operación online

Habilitación, implementación, operación y explotación de la modalidad de juegos online

En un año tan atípico como este, la tecnología ha tomado un papel fundamental en el desarrollo de las actividades, pues la conectividad desde dispositivos móviles y la navegación por internet han hecho que se evalúen los panoramas y se tomen decisiones en pro de un mejor desarrollo.

Ante la situación actual, el internet y la digitalización han tomado un papel relevante para que las actividades puedan llevarse a cabo. Tal es el caso de los casinos, luego de que el gobernador Omar Perotti habilitara, mediante el decreto 998, la implementación, operación y explotación de la modalidad online de estos juegos.

Anuncios

Estos centros de entretenimiento para adultos han permanecido cerrados desde el pasado 20 de marzo, cuando se declaró la emergencia a nivel nacional por la pandemia.

Fue el pasado 21 de septiembre cuando el gobierno provincial, a través de la Lotería de Santa Fe, diera luz verde a las empresas concesionarias del Casino City Center de Rosario, los Casinos Santa Fe y el Casino Melincué con la modalidad del juego en línea, debido a que el cierre de establecimientos físicos por la emergencia sanitaria continúa.

Aprovechando su condición como autoridad de policía en lo que a actividades lúdicas y de azar se refiere, la Caja de Asistencia Social Lotería de Santa Fe tendrá la facultad de aprobar la plataforma tecnológica que será usada por el concesionario, la cual deberá contar con todos los dispositivos necesarios y que permitan su regularización, así como certificados de los juegos, con los que se brinden las mejores garantías para los jugadores.

El decreto 998 señala que el disponer de la operación y explotación de juegos de azar en línea será una responsabilidad exclusiva del concesionario, fijándose un estándar del 12 por ciento de pago por parte de las salas de juego sobre los resultados brutos, a manera de recaudación menos premios, dinero que tendrá que ser abonado de forma mensual mediante un depósito en la cuenta que sea indicada por la Caja de Asistencia Social.

“No se puede desconocer que la tecnología en materia de juego ha tenido una evolución sustancial… (el juego en línea) es una tendencia que se ha afianzado progresivamente”, fueron las palabras de Rodolfo Cattaneo, quien se desempeña como vicepresidente ejecutivo de la Caja de Acción Social.

Por lo pronto, las salas de juego y los casinos no tienen una fecha clara para reanudar sus actividades en los inmuebles físico, pero lo cierto es que su regreso será apegándose a los lineamientos sanitarios, con un funcionamiento restringido, desde el aforo e incluso la cantidad de mesas de juego y máquinas en funcionamiento.

Santa Fe no ha sido la única región de Argentina que ha visto en el internet una forma de brindarle mejores herramientas a los casinos físicos. Días después, el pasado 25 de septiembre, la Legislatura de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires puso sobre la mesa algunas reformas en la regulación del juego en línea.

A partir de esta premisa, se aprobó la modificación que permite a las empresas de juego presencial la explotación de apuestas deportivas y casinos online, gracias a una participación presencial y virtual por parte de los diputados.

Es por lo que se estima que octubre sea el mes en el que se otorguen los permisos correspondientes a las empresas que solicitan la autorización, entre las que encontramos el Hipódromo de Palermo y el Casino Flotante de Buenos Aires.

Con esto, el gobierno de la capital espera que se recauden 500 millones de pesos por año en impuestos, lo cual podría significar mucho en materia hacendaria y sería benéfico, considerando la crisis económica en el país.

Con el desarrollo de la tecnología y el incremento de argentinos con acceso a internet, el mundo digital se ha vuelto en una gran alternativa para los juegos de azar. Los primeros casinos se han movilizado para pedir las licitaciones necesarias para un funcionamiento online, por lo que no resultaría extraño que aumente el número de establecimientos que se sumen a esta iniciativa.