Cayó el jefe de la barra de Central, investigado por lavado de activos

Andrés Bracamonte, de 49 años, fue detenido ayer en el marco de 16 allanamientos a cuatro firmas y a sus socios. Lo imputan pasado mañana.

El jefe de la barra brava de Rosario Central, Andrés “Pillín” Bracamonte, fue detenido ayer a la mañana como principal sospechoso en una investigación por lavado de dinero a cargo del fiscal de Homicidios Miguel Moreno. El arresto se produjo en el marco de 16 allanamientos realizados en Rosario, Ibarlucea, Capitán Bermúdez, Granadero Baigorria y Timbúes en domicilios de cuatro empresas con las que está vinculado, así como de sus respectivos socios.

Si bien en el marco de los allanamientos hubo dos demorados, uno por encubrimiento y otro por el hallazgo de un arma de fuego, hasta anoche el único detenido era Bracamonte. Al respecto, fuentes judiciales indicaron que una vez procesada la información recabada en las requisas, Pillín será imputado por lavado de activos en una audiencia que en principio se realizará pasado mañana.

Anuncios

Bajo la lupa

Pillín, de 49 años, lidera desde hace unos veinte la barra de Central con un perfil silencioso que, para los investigadores, tiene correlato en el armado de negocios millonarios vinculados con el club de Arroyito, al igual que algunos de sus socios, entre quienes están el intendente del Gigante de Arroyito y un representante de futbolistas.

Una de las oficinas financieras allanadas por la policía en el marco de la pesquisa.

Una de las oficinas financieras allanadas por la policía en el marco de la pesquisa.

Las empresas puestas bajo la lupa, constituidas en los últimos años y dedicadas a rubros varios, son Vanefra SRL, Ruffino SAS, Ser-Eco SRL y Kabrasi SRL (ver aparte). También se requisó la sede administrativa de Rosario Central ubicada en Mitre al 800, donde se buscó documentación vinculada con la red investigada y en principio se hallaron facturas de algunas de esas firmas que prestarían servicios al club.

Además de documentación de interés para la causa, en los distintos procedimientos se secuestraron teléfonos celulares, computadoras y artículos electrónicos, dos taxis, un cuatriciclo, cuatro motocicletas, cuatro automóviles de alta gama, dos camionetas 4×4, una moto de agua, un arma de fuego, dinero en efectivo y 200 chips de telefonía celular nuevos.

Derivación

La investigación sobre las actividades empresariales del líder de la barra de Central es una derivación de la pesquisa por el crimen del policía Cristian Ibarra, ocurrido el 22 de julio de 2019. Por ese hecho fue condenado en marzo pasado Ariel Maximiliano “Chanchón” Cantero, uno de los hijos del fundador de la banda de Los Monos, Ariel Máximo “Viejo” Cantero. Chanchón admitió su participación en ese homicidio mediante un juicio abreviado por el cual aceptó una pena de 14 años de cárcel.

En la investigación de ese asesinato, en el contexto de una disputa por narcomenudeo, surgió el llamado de uno de los implicados a Pillín. De ahí se desprendió la investigación que colocó a Bracamonte como sospechoso de lavado de activos. Ese legajo había originado, el pasado 8 de abril, un allanamiento a la casa del country Los Alamos de Ibarlucea donde fue arrestado ayer. En esa oportunidad se secuestraron dos millones y medio de pesos, cuyo origen no pudo ser explicado en ese momento por el empresario investigado.

En ese momento el abogado de Bracamonte, Carlos Varela, sostuvo que su cliente no tenía causas judiciales activas y que todos los hechos anteriores no lo perjudican en nada. También había dicho que Pillín es propietario de cinco taxis que junto a otros negocios como empresario justificaban sus bienes. Al respecto, una versión indica que los taxis pertenecen en realidad a su ex pareja, cuyo domicilio también fue allanado ayer y quien en octubre de 2018 lo denunció por amenazas. Esa denuncia le valió a Bracamonte una imputación por dos hechos de amenazas simples en contexto de violencia de género.

Operativo

Luego de la requisa realizada en abril la investigación de Moreno originó ayer un operativo que efectivos policiales de la Agencia de Investigación Criminal (AIC) y de la Tropa de Operaciones Especiales (TOE) desplegaron desde las 6 de ayer con 16 allanamientos simultáneos desplegados en Rosario y localidades del cordón industrial. Según fuentes allegadas a la investigación, en todos los allanamientos se halló documentación de interés.

   Pillín fue arrestado en su casa de Carpinteros sin número, entre Colibríes y Cardales, en el Club de Campo Los Alamos de Ibarlucea. En la vivienda se secuestraron 100 mil pesos, documentación y dos autos blancos: un BMW y un Volkswagen Sirocco.

   En Timbúes se allanó una casa de Maiztegui al 100 donde está domiciliado Jesús Manuel Kant, socio de la firma Kabrasi. Allí se secuestró un revólver calibre 32 largo sin marca visible, tres teléfonos, una CPU y los chips de telefonía.

   Tres lugares fueron allanados en Capitán Bermúdez. En San Lorenzo al 100, el domicilio legal de Fernando Riggicarolo y de la empresa Vanefra SRL. En Paraná 25, donde se erige un gimnasio, estaría el domicilio legal de Ser-Eco SRL. Y en Malvinas al 2500 se allanó el domicilio de la firma Kabrasi, donde se secuestró una CPU.

   Otros tres allanamientos se practicaron en Granadero Baigorria. Uno fue en la vivienda particular de Fernando Riggiraciolo, socio de Bracamonte en Vanefra, ubicada en Chaco al 300. Allí se secuestraron siete celulares, dos camionetas VW Amarok 4×4, una moto Kawasaki 1000 Pistera y artículos electrónicos.

Fueron 17 los allanamientos que se realizaron hoy por la causa de Pillín Bracamonte.

Fueron 17 los allanamientos que se realizaron hoy por la causa de Pillín Bracamonte.

   En Baigorria hubo otros dos allanamientos. En Costanera al 700 de Baigorria se requisó la residencia particular de Sergio Quiroga, intendente del estadio Gigante de Arroyito y socio de la empresa Ruffino SAS. También se allanó la guardería náutica Tifón, en Julio A. Roca al 600, donde fueron por una moto de agua marca See Doo modelo GTR 230 llamada “La Pitufina”, propiedad de la firma Vanefra.

   En Rosario se allanó las instalaciones de Ruffino SAS, en Néstor Fernández al 1000, en el barrio de Arroyito y a media cuadra de la cancha de Central. En el lugar se secuestraron cinco celulares, una moto robada en marzo de 2015 y documentación.

   En Alvarez Thomas al 1800 requisaron dos domicilios de Natalia Salas, la ex mujer de Bracamonte. En los procedimientos fueron incautados un BMW y un Mini Cooper, dos motos y un cuatriciclo, así como dos taxis. En avenida Caseros al 100 allanaron el departamento de Eduardo Langhi, sindicado como socio de Bracamonte, donde se halló documentación sobre una de las empresas de Bracamonte, teléfonos y computadoras. En San Luis al 3500 allanaron el domicilio legal del representante de futbolistas Juan Carlos Silvetti, quien actualmente representa a dos jugadores de Central. Allí se secuestraron tres celulares y dos pendrives.

Alta gama. Uno de los vehículos incautados en los allanamientos.

Alta gama. Uno de los vehículos incautados en los allanamientos.

   En San Nicolás al 3900 fueron por el lugar donde viviría Daniel Quiroga. En Alvear al 500 se allanó un domicilio mencionado como legal por Bracamonte al momento de constituir Kabrasi y se incautaron papeles.

Servicios al club

Durante la tarde continuaron las requisas con el allanamiento a la sede de Central de Mitre al 800, donde los uniformados fueron en busca de papelería vinculada a Bracamonte, las cuatro empresas allanadas y el resto de los investigados. “Encontramos documentación que entendemos puede ser de relevancia para la investigación”, dijo ayer a la tarde Moreno, minutos después de allanar la sede de calle Mitre.

   “Secuestramos facturación de empresas en las que entendemos que Bracamonte tiene participación societaria”, sostuvo el fiscal, que desestimó que esas empresas tengan que ver con la representación de jugadores sino que “son dos empresas que prestan servicios al club”.

La policía allanó esta tarde la sede del club Rosario Central en pleno centro.

La policía allanó esta tarde la sede del club Rosario Central en pleno centro.

   En ese marco, Moreno se excusó de ampliar la información para evitar que “la imputación sea conocida antes de la audiencia imputativa” luego de la cual se darán a conocer los detalles.

Carácter lícito

El abogado defensor de Andrés Bracamonte, Carlos Varela, se encontraba ayer en la tarde a la espera del horario de la audiencia imputativa que en principio sería programada para mañana o pasado. “Estamos evaluando cuestiones de competencia en torno a la aparente imputación de lavado de activos que le quieren endilgar a mi cliente”, sostuvo el abogado.

   “Si hubiera cierta duda —añadió Varela— sobre la constitución o facturación en los libros de las empresas que constituye mi cliente sería una desprolijidad que debe asumir la Administración Federal de Ingresos Públicos (Afip) y no la Justicia ordinaria provincial”.

En total hubo 17 allanamientos, varios de ellos en Rosario.

En total hubo 17 allanamientos, varios de ellos en Rosario.

   En el mismo sentido el abogado defensor sostuvo: “Estamos recolectando pruebas, al igual que lo hicimos en abril pasado cuando mi cliente sufrió otro allanamiento, que comprueban el carácter lícito del dinero que obtiene en sus sociedades comerciales y sus emprendimientos”.

Cuatro empresas de distinta índole y creadas en los últimos años

Las empresas vinculadas con Andrés Bracamonte que fueron allanadas ayer son de reciente constitución. Según los registros públicos, se dedican a objetos de distinta índole, desde servicios de limpieza hasta la prestación de servicios de abastecimiento marítimo.

   Vanefra Servicios SRL figura como constituida el 20 de abril de 2017 con domicilio en avenida San Lorenzo al 100 de Capitán Bermúdez. Los socios son Bracamonte y Riggiraciolo y en el Boletín Oficial de la provincia de Santa Fe consta que tendrá por objeto “servicio de limpieza y conservación de todo tipo de inmuebles e instalaciones comerciales e industriales y construcción”, entre otros. El capital inicial es de 500 mil pesos dividido en igual aporte igual por ambos socios.

   En tanto, Ruffino SAS (Sociedad por Acciones Simplificadas) está inscripta en la Inspección de Personas Jurídicas de la provincia, trámite que simplifica la constitución de empresas previo su inscripción al Registro Público de Comercio. Esta firma se constituyó el 26 de julio de 2019 y según su estatuto tiene por objeto social el servicio de organización, dirección y gestión de prácticas deportivas en clubes de todo tipo; organización de convenciones y exposiciones comerciales y, como alternativa, la confección de prendas deportivas. En esta firma, cuyo capital inicial es de 30 mil pesos, Bracamonte es socio de Sergio Daniel Quiroga.

   En Kabrasi SRL figuran como socios Jesús Manuel Kant, el representante de jugadores Silvetti y el propio Bracamonte. La empresa se fundó el 19 de septiembre de 2019 con un capital social de 800 mil pesos. El objetivo comercial de la empresa es la importación, exportación, representación, distribución, provisión de materias primas, mercaderías y artículos para el abastecimiento a buques de cabotaje y ultramar, a lo que suman una serie de actividades conexas. Como gerente de la firma figura Silvetti.

   Otra empresa es Ser-Eco SRL de General paz al 100, con domicilio legal en Carlos Pellegrini al 100, las dos direcciones de Capitán Bermúdez. En este caso los socios son Roberto Bernaus y Ricardo Roberto Rossi y fue constituida el 12 de junio de 2017. Esta sociedad se dedica al alquiler de baños químicos.